Cómo cambiar una llanta desinflada en 10 pasos

  • cómo cambiar una llanta desinflada

Es casi inevitable que en algún momento de tu vida experimentes el temido e inconveniente neumático desinflado. Estás conduciendo, tal vez escuchando tu canción favorita y, de repente, tu auto comienza a tirar hacia un lado y oyes el horrible sonido de tu llanta que acaba de ceder por algún motivo.

Aunque la mayoría de las personas hoy en día tienen aseguradoras o algún otro tipo de asistencia en la carretera, siempre es bueno saber cómo cambiar una llanta por ti mismo. Si alguna vez has tenido que esperar que llegue la asistencia de carretera, probablemente sepas cuánto pueden tardar en llegar hasta donde te encuentres.

Muchas veces esta cantidad de tiempo sería suficiente para que tu mismo puedas cambiar el neumático desinflado sin ningún tipo de ayuda, solo siguiendo unos pasos sencillos podrás lograrlo y así seguir con tu dia sin ningun problema mayor, así que quédate atento y te diremos paso a paso cómo cambiar un neumático pinchado.

Paso 1: Estar preparado

Debes saber de antemano si tu automóvil tiene una llanta de repuesto y un kit de «reparación fija» además del kit de carretera junto con las señalización que pide la ley para estos casos. Muchos de los autos nuevos no vienen con una llanta de repuesto por varias razones, así que asegúrate de siempre tener una por precaución.

También es necesario comprobar esta llanta de repuesto cada cierto tiempo. Un neumático sin aire en su interior no te será de ninguna ayuda, así que verifica la presión y el estado del aire antes de los viajes por carretera o recorridos largos que tengas que hacer.

En cuanto a los artículos que puede necesitar están, una linterna / faro, indicador de presión para la llanta y toallas de papel debería ser suficiente. Puede usar un tapete para el piso si necesitas mantener tu ropa limpia, siempre ten encuenta que te vas a ensuciar un poco realizando este tipo de cambios así que es mejor prever esto y llevar siempre con que asearte o al menos limpiarte, uno botella de agua puede ser suficiente.

Paso 2: Elige tu lugar

No siempre es fácil llegar a un buen lugar para cambiar un neumático de manera segura. Busca en lo posible a una superficie nivelada y dura con separación entre la carretera y tu carro en el mejor de los casos.

Pero conduzcas distancias muy grandes con el neumático desinflado o tambien podrias dañar el rin de tu carro y esto si seria un gran problema que te podria generar mas gastos.

No olvides poner las luces intermitentes mientras manejas hacia el lugar elegido. Una vez allí, pon el freno de mano y fijate antes de bajarte de posibles obstáculos.

Paso 3: Revisa todas tus herramientas

Este paso es un punto que puedes prescindir si ya realizaste chequeos regulares en el neumático de repuesto y el juego de herramientas que viene con él. Pero si no es así, asegúrese de que todas las herramientas estén allí y que el neumático con buena presión según las especificaciones.

Paso 4: Suelta las copas o tuercas de la llanta desinflada

Para comenzar, coloca la rueda de repuesto del lado del automóvil que vas a levantar. Una pieza de madera o roca al costado de la carretera sería suficiente si no llevas una cuña o taco en tu automóvil. Esto asegura que el auto no se desplace hacia ningún lado una vez que lo tenga puesta la llanta a cambiar.

Si hay una segunda persona en el auto con usted, podría ayudarte a colocar la debida señalización en la parte de atrás de tu carro, que servirá de guía preventiva a los demás conductores que pasen cerca de ti, con eso te aseguras de no causar un accidente y mantenerte también a salvo mientras cambiar el neumático.

Tal vez te pueda interesar: Cómo encender un carro con la batería descargada

Luego, coloca una alfombrilla y agarra tu llave de tuercas. Es posible que debas quitar una cubierta para poder ver las tuercas. Afloja, pero no quites todas las tuercas. Es posible que necesite un adaptador de llave para soltar las tuercas más fácil ya que estas estarán ajustadas muy fuerte y necesitarás ejercer mucha fuerza para soltarlas.

Paso 5: Levanta tu carro

Encuentra un punto seguro debajo del carro cerca de la rueda que necesitas cambiar. Coloca el gato de manera que el mango del gato lo señale y luego gíralo hacia la derecha, ten en cuenta que cada gato funciona de una forma diferente, así que revisa antes en manual de tu carro para saber cual es la forma correcta de usarlo.

Tan pronto como puedas ver la luz entre el suelo y el neumático, sabrás que está lo suficientemente alto como para quitar el neumático. Puedes con precaución poner la llanta de repuesto debajo del carro cerca del gato, en caso que el gato ceda esta llanta te servirá para amortiguar la caída.

cómo cambiar una llanta desinflada en 10 pasos

Paso 6: Retira el neumático

Gira las tuercas ya aflojadas y colócalas en un lugar seguro. A continuación, retira la rueda del carro. Lo ideal es que ya sin las tuercas esta salga con facilidad, ten cuidado con el peso de esta, y ponla al lado de tu carro.

Paso 7: Toma la llanta de repuesto

Toma la llanta de repuesto que debe estar al lado de tu carro en este momento. Para la mayoría de los automóviles y SUV, estará en el baúl debajo del tapete. En algunos carro puede que esté debajo en la parte trasera, pero lo más probable es que haya una tuerca central que lo sostenga en su lugar, tendrás que soltarla para liberarla de este lugar.

Alinea los pernos y los agujeros y luego empuja la rueda. Pon todas las tuercas de nuevo en su lugar. Primero aprietalas un poco con los dedos, pero todavía no las asegures con la llave. Una vez que la rueda está bien asentada, es hora de poner el auto en el piso.

Paso 8: Bajar el auto

Gire la palanca del gato en la dirección opuesta ahora para bajar lentamente el carro hasta el suelo. Una vez que se haya resuelto, puedes sacar el gato de debajo del auto y volver a agarrar tu llave de tuercas.

Paso 9: Aprieta las tuercas

Podría decirse que el trabajo más importante es asegurarse de apretar todas las tuercas de forma segura y cómoda. Para esto la mejor forma es con el auto ya en el suelo ya que esta manera podrás ejercer la fuerza necesaria para apretar las tuercas de forma segura y con el vehículo bien afirmado sobre la superficie donde te encuentres. Ejerce la mayor cantidad de fuerza que te sea posible para asegurar que la llanta quede fija en su posición.

Paso 10: Limpiar y conducir a tu destino !!

Reúne todas las herramientas que has estado usando más la llanta desinflada que cambiaste y aseguralas en el maletero. Ya luego de esto podrás limpiarte las manos un poco para evitar que la suciedad llegue al interior de tu auto.

 

Esperamos que estos simples pasos te sirvan de guía para cuando te encuentres en una situación así, además no olvides realizar un mantenimiento preventivo de tu auto en un taller especializado en Volkswagen de confianza !!

Cómo cambiar una llanta desinflada en 10 pasos
5 (100%) 1 voto[s]
2019-06-10T12:16:49-05:00

Deje su comentario